Cocina: Tarta de Manzana



Esta receta de tarta de manzana es especial. Tiene algo de bizcocho y tiene algo de pudin. Además es jugosa y de temporada, y muy fácil de preparar.

Puedes hacerla con cualquier tipo de manzana. Yo te recomiendo la Golden, que es jugosa y dulce. Y no recomiendo para esta tarta la Granny-Smith, que es la manzana verde y ácida y es idónea para otros dulces.

La mermelada puede ser de albaricoque o de melocotón. Ahora la voy a hacer con mermelada de albaricoque. Eso sí, no olvides que sea de Cañá de Arriero.


NECESITAMOS:

4 o 5 manzanas tipo Golden
250g de azúcar
250g de harina
250ml de leche
3 huevos
1 sobre de levadura
1 tarro de 150g de Mermelada de Albaricoque, de MERMELADAS ARTESANAS DE CAÑÁ DE ARRIERO 

Si te resulta más fácil, la medida de azúcar, harina y leche corresponde cada uno a 1 vaso (de los de agua), llevo hasta el borde.


VAMOS A PREPARARLA:

Le quitamos el corazón a la manzana. Se puede hacer con un cuchillo o con uno de estos dos utensilios de la foto. El de la derecha es más práctico porque, al tiempo que quita el corazón, parte la manzana en gajos.




Pelamos los gajos y los cortamos en láminas no muy finas.

La manzana, como otras frutas, una vez partida, se oscurece. Un truco para evitarlo es mantener los trozos en un recipiente con agua. Luego hay que escurrirlas y secarlas justo antes de usar.

Antes de seguir vamos a encender el horno a 180ºC. Así estará ya caliente cuando acabemos de preparar. 

En un cuenco mezclamos con una cuchara el azúcar, la harina y la levadura.

Ponemos una tanda de láminas de manzana en una fuente de horno, redonda o rectangular. Si es redonda, las disponemos en círculos y si es rectangular, en tiras.

Las cubrimos ligeramente con una capa de la mezcla de harina, levadura y azúcar. Una capa fina, como espolvoreado.

Luego ponemos otra tanda de manzana y otra de la mezcla de harina, levadura y azúcar.

En total, dos o tres tandas de cada, según el tamaño del molde. La tarta de la foto la he hecho con tres tandas de manzana y tres de mezcla, más la manzana que se pone al final.

Batimos los huevos y les agregamos la leche fría o natural. Con un cazo lo extendemos por encima de la preparación.

Y lo metemos en la parte baja del horno que ya estará caliente, durante 40 o 45 minutos.

Al terminar la cocción, extendemos sobre la superficie la Mermelada de Albaricoque y una tanda más de gajos de manzana. Presionamos con el dedo para que se impregnen de la mermelada y lo ponemos unos minutos a gratinar.

Una vez que se haya enfriado, metemos la tarta de manzana en el frigorífico hasta el momento de servir.

¡Verás cómo te gusta! 

Comentarios